Montar bicicleta solo porque «son verdes» pierde el sentido

Tenemos que dejar de vender bicicletas solo por ecologismo. También las montamos porque es divertido, saludable, barato y práctico, y también, porque molestan a quienes conducen automóviles.

La bicicleta es una de las máquinas más limpias jamás diseñadas, prevaleciendo como el  medio de transporte más respetuoso con el medio ambiente. Sin embargo, este énfasis en el ecologismo nunca me sentó muy bien, no porque no esté de acuerdo (no), sino porque centrarme solo y tan atentamente en este beneficio, es contraproducente. Hay muchas otras razones para andar en bicicleta: es divertido, es barato, es saludable, es práctico, molesta a los autos… Además, la recompensa física es rápida, y no toma mucho tiempo: antes de que te des cuenta, estarás en mejor forma, estarás ahorrando dinero y disfrutarás de tus viajes diarios muchísimo más.

Pero, lo triste es que el planeta estará tan jodido al final de tu paseo que antes de haberlo iniciado. Por lo tanto, si tu objetivo es hacer que la gente se entusiasme con el ecologismo a través del ciclismo, tiene mucho más sentido enfatizar en todas las grandes cosas que la bicicleta hará por ellos. Pues, decirles que lo intenten simplemente porque es bueno para el medioambiente, es tan sexy como decirles que coman sus verduras.

Además, ahora hay un nuevo problema, y ​​es que parece que las personas prefieren literalmente comer verduras en lugar de andar en bicicleta. Por otra parte, la dependencia al automóvil es una trampa de pobreza que fomenta la desigualdad de ingresos, la baja productividad y la mala salud. En pocas palabras, conducir hace que la gente sea miserable. Así que, si todos fuéramos vegetarianos incluso, realmente no seríamos mucho mejores.

Pero cuando usas la bicicleta de forma regular, naturalmente te inclinas a hacer todas esas cosas que deberías hacer por el medioambiente: no molestas con bolsas de plástico porque llevas alforjas, no te comes un Big Macs de esos que destruyen la tierra porque aquello te hará sentir miserable, y no votas por políticos con agendas devastadoras porque andar en bicicleta te hace mucho más saludable y feliz. Y en definitiva, el planeta se ve muy diferente desde detrás del manubrio que desde detrás del parabrisas.

En los últimos años, algunas personas han intentado desacreditar la idea de que el ciclismo es mejor para el medioambiente que la conducción. Algunos incluso han afirmado que es totalmente malo. Yo digo: déjalos. Que pasen cinco minutos en el estacionamiento de un centro comercial y que me digan que los autos hacen del mundo un lugar mejor; que pasen algo de tiempo en bicicleta y que me digan que las bicicletas no.

Oh, claro, hay un cierto placer visceral que proviene de ser propietario de un automóvil. Pero si quieres algo que puedas pulir una vez por semana y que produzca un agradable sonido gutural cuando lo hagas, entonces te recomiendo invertir directamente en un nuevo inodoro. 

Presionar el ciclismo porque es bueno para el medioambiente es como empujar la marihuana sobre la base de que es mejor que el tabaco: claro, ayuda a establecer políticas públicas, pero realmente, no importa el usuario final.

Después de todo, tal vez deberíamos pensar que la bicicleta es realmente innecesaria para el medioambiente y tratarla, además, como un producto exitoso en ventas.

Oye, funcionó para la industria automotriz…

Compartir

scriptsell.neteDataStyle - Best Wordpress Services