Vecinos de Cochamó alerta por cambio en la ZOIT que afectaría su conservación

Cochamó podría perder parte su Zona de Interés Turístico, esta decisión, motivada por los intereses de privados, afectará el turismo y la conservación de la zona.

El Valle de Cochamó es un paraíso natural para la escalada, ubicada en la región de Los Lagos, al sur de la provincia de Llanquihue. Sus paredes de granito lo han convertido en un destino conocido a nivel mundial, lo que motivó a que en 2007 fuera declarada una Zona de Interés Turístico (ZOIT).

Una ZOIT es, según las leyes de turismo, una zona que:  “tendrán carácter prioritario para la ejecución de programas y proyectos públicos de fomento al desarrollo de esta actividad, como asimismo para la asignación de recursos destinados a obras de infraestructura y equipamiento necesarios”, esto significa una posibilidad para fortalecer el desarrollo por parte de las comunidades.

A pesar de contar con un polígono bajo esta jurisdicción, este no ha sido aprovechado hasta el momento. Además, la vigencia de este decreto expira a fines de este año, lo que implica que iniciara el proceso de actualización. Esta situación puso en jaque a los habitantes de Cochamó, quienes ven la posibilidad de que este polígono sea reducido.

Sería el empresario Roberto Hagemann quien solicitó a la Dirección Regional de Sernatur sacar a las tierras de las que él es dueño del ZOIT. Reclama que en estos terrenos, donde se encuentra el Fundo Pucheguin, no se realizan actividades turísticas ni se planea realizarlas. Esto sería desmentido por los vecinos de Cochamó.

Hagemann ya había hecho noticia en la zona, cuando en 2013 quiso instalar una central hidroeléctrica de pasada en el río Puelo. Este proyecto no se concretó debido a un fallo de la corte suprema, que anuló la Resolución de Calificación Ambiental en 2018, esto debido a una serie de movilizaciones emprendidas por la comunidad.

Para las comunidades mantener una ZOIT es importante porque permite posicionar y destacar un territorio, también les da la facultad de coordinar a actores públicos y privados con el fin de incentivar el turismo y la asignación de recursos para proyectos que desarrollen la zona.

“Para la comuna de Cochamó ha sido complejo el tema por la falta de información de parte del municipio a la comunidad, que ha permitido que sujetos como este señor se hagan dueños de algo que no les pertenece, y más encima crea una suerte de asociación con personajes que deberían defender la comuna, violando principios de ética y notable deberes de funciones públicas como lo ha hecho nuestro alcalde”, dijo el concejal Pablo Marín radio Universidad de Chile.

Marín explicó que Hagemann solo tendría derechos sobre dichos terrenos, más no el dominio sobre estos. Eso significa que no tendría facultad para decidir sobre estos temas. Otras opiniones controversiales serían la del alcalde, Carlos Soto, que apoya la reducción del polígono.

Sobre el proceso para validar la ZOIT, la consultora asumió errores en lo metodologíco y dictaminó que los terrenos que son parte del territorio de Hagemann seguirán, por ahora, siendo parte del polígono. Pero esto puede cambiar, ya que para ratificar esta decisión deben pronunciarse tanto organismos públicos como el gobierno.

Compartir

scriptsell.neteDataStyle - Best Wordpress Services